"El hábitat natural para tu mente enferma"


Buenas Nuevas 01818182828383

Publicado en octubre 1st, 2017 | por Carmen Viñolo

0

Ahora, que todo es noche, la Zaranda liquida existencias

«Nosotros no hacemos teatro para todos en general,

sino para cada uno en particular, para cada alma»[1].

Paco de la Zaranda

 

En efecto, a cada uno de los que asistimos al teatro, les alcanzó una flecha distinta.

Esmeralda: Esto es una obra de terror. Me ha enfrentado a mis mayores miedos.

La mayoría no lo piensa, no se le pasa por la cabeza. Aunque con los tiempos que corren… y estos tiempos ya corren por aquí demasiado tiempo…

SANITARIO 1: No te crees que te pueda pasar a ti, ves que le pasa a otro, y a otro, y a otros, pero no te crees que te pueda pasar a ti…Hasta que de pronto te pasa a ti.

«Esos mendigos están en la calle y los estamos viendo todos los días desde hace tiempo, están en los aeropuertos, en las estaciones, son seres que han quedado al lado y que no tienen ninguna salida. Eso es lo que representa: no te crees que te pueda pasar a ti»[2].

Gaspar López Campuzano

 La primera en la frente. Cualquiera puede caer en la indigencia. Eso sí, algunos tienen más papeletas.

«Somos una profesión que siempre está en riesgo de estar ahí»[3].

Eusebio Calonge

Después de tratar en su anterior pieza, El grito en el cielo, dos temas tan duros como cercanos, la ancianidad en los geriátricos y la muerte, La Zaranda vuelve a meter el dedo en la llaga con Ahora todo es noche (Liquidación de existencias). La exclusión, el hedor, el vagar constantemente, las ratas.

Marcos: El humor negro, ese patetismo…

ESMAYAO: ¡Me han echado de todos lados.

DON NADIE: Pues aquí también estás de más.

«Cómo encaras toda la oscuridad del mundo [sin reírte de lo trágico]. Siempre juego con contar una situación trágica, pero con mucho humor. Si no, sería insoportable el mensaje que lanzamos»[4].

Eusebio Calonge

018181881881

Tres trotamundos, tres indigentes, tres mendigos.

«Son tres desahuciados, los llamo por el nombre con que se insultan: Tirao, Don Nadie y Esmayao»[5].

 Eusebio Calonge

Cada uno es de su padre y de su madre. En ningún momento los victimizan. El que lleva menos tiempo en la calle, todavía guarda esperanzas. El que lleva más tiempo es el más egoísta, el más espabilao. Pese a las diferencias y estrecheces, deciden seguir el camino juntos.

DON NADIE: ¿Qué hace ahí a cabeza descubierta? Venga a refugiarse, no recuerdo un temporal como éste.

TIRAO: ¿Le llama refugio a ese cartón?

DON NADIE: La necesidad vuelve valioso lo miserable.

Montse: Los personajes son como un microcosmos del pueblo. La forma en cómo se relacionan… Es una obra muy interiorizada, reflexiva, lo opuesto a exaltada. Me ha encantado la iluminación: cenital, austera, nada de luces de neón. La iluminación es lo más anticapitalista que he visto en teatro.

No digamos la escenografía.

«Venimos a los espacios públicos a perfeccionarlos, a que sean todo lo contrario, a demostrar que con cuatro cajas cogidas de un supermercado se puede hacer teatro. Y que estar un año sin cobrar haciendo teatro también es posible. Hay un sacrificio. En el sacrificio, el teatro te da algo a cambio: la obra. Venimos a contagiar eso»[6].

La Zaranda

La dirección y la interpretación no podrían ser más brillantes. El cuarteto consigue crear una atmósfera única. El espectador se introduce en un sueño trágico en el que la palabra da la puntilla:

ESMAYAO: Yo ocupo poco, ya estoy en los huesos, bailo dentro del traje.

Ahora todo es noche es un juego de dobles sentidos. Al comienzo de la obra, los sanitarios se reúnen alrededor de una camilla que cubre un bulto con un papel metálico dorado. En un principio cualquiera pensaría que se trata de un indigente que ha fallecido, pero…

SANITARIO 1: ¡Por lo estropeado que está, ha rodado por todos lados! Parece mentira que haya resistido tanto tiempo… ¿Cuántos años aguantando lleva esto?

SANITARIO 2: Será cuántos años aguantó.

…uno de los personajes inclina la camilla y cae, resbalando, una maleta.

= Símbolo de ese vagabundear de los artistas del teatro.

También la escena en la que los tres indigentes se resguardan bajo el cartón. Al mismo tiempo, alargan la mano con la palma hacia arriba. Da la sensación de que están pidiendo limosna; en realidad, están comprobando si llueve o no.

017727272727272

Carmen: El teatro, la situación actual del teatro que es, de hecho, una reiteración histórica: la verdad queda arrinconada mientras la falsedad llena los teatros. Están haciendo una declaración de principios.

«La pobreza es espiritual. Nos asedian las tropas de la vulgaridad»[7].

Gaspar López Campuzano

¿Por qué las ratas reinan y tú en cambio?

El metateatro que irrumpe en las obras de La Zaranda aparece aquí superado, en el sentido de que ahora el teatro mismo es el tema, la cuestión.

«No hay buen teatro ni mal teatro, hay teatro o no lo hay»[8].

Paco de la Zaranda

La indigencia del teatro, la lucha quijotesca. La heroicidad de los artistas, su sacrificio.

Conozco bien esos escenarios. Es más, yo apenas piso tablas.

«Un auto de reyes magos, un viaje, por la noche, por el frío, hacia este nacimiento del reino del teatro, del reino de los sueños.Son mendigos que por el milagro del teatro se convierten en reyes»[9].

Enrique Bustos

TIRAO: ¡La corona de un rey! ¡Cuidado! ¡Tengan cuidado los que creyeron que muerto el perro se acabó la rabia, porque la rabia era contagiosa, y los perros rompieron los collares! ¡Nuestra rabia hará grande nuestro fracaso!

Los cubos de basura entre los que revuelven los (artistas) indigentes se convierten en cañones.

0119191883838338

Ahora bien, aquellos que visitan el teatro burgués o el de las palomitas, aquellos que ni siquiera lo pisan se olvidan de que el teatro es un salvavidas.

ESMAYAO: ¿A este sitio en mitad de la nada le llama obra?

TIRAO: Es una obra por hacer. Es el único sitio que nos puede proteger de las inclemencias del cielo y las vicisitudes de la época.

**

Ficha artística

Ahora todo es noche (Liquidación de existencias), una obra de Eusebio Calonge

Intérpretes: Gaspar Campuzano, Enrique Bustos y Francisco Sánchez

Iluminación: Eusebio Calonge

Espacio escénico: Paco de la Zaranda

Regiduría: Eduardo Martínez

Dirección: Paco de la Zaranda


[1] Entrevista a Paco de la Zaranda y a Eusebio Calonge: “No es un día cualquiera”, rtve, 23 de septiembre de 2017,

http://www.rtve.es/alacarta/audios/no-es-un-dia-cualquiera/neudc-230917-zaranda-2017-09-23t11-58-021871339/4238880/

[2] «También habla de la compañía, es una metáfora de nosotros mismos. Cuántas compañías en estas circunstancias de crisis que hemos tenido han desaparecido, una desaparece, una y otra, y otra, hasta que de pronto te pasa a ti», dice emocionado. Entrevista al actor en https://www.youtube.com/watch?v=iBExGrw8Z8s&feature=youtu.be

[3] Entrevista a Paco de la Zaranda y a Eusebio Calonge: “No es un día cualquiera”, rtve, 23 de septiembre de 2017.

[4] Ibídem.

[5] Calonge, Eusebio: Catálogo de cicatrices (Obra Dramática 2010-20179, Artezblai Editorial, Bilbao 2017, página 190.

[6] Ayanz, Miguel: “La Zaranda: la compañía a la que Andalucía dio de baja”, El Español, 6 de enero de 2016, https://www.elespanol.com/cultura/escena/20160105/92240819_0.html

[7] Entrevista a Gaspar López Campuzano en https://www.youtube.com/watch?v=iBExGrw8Z8s&feature=youtu.be

[8] Ayanz, Miguel: “La Zaranda: la compañía a la que Andalucía dio de baja”.

[9] Entrevista a Enrique Bustos en https://www.youtube.com/watch?v=GtH_KHklHTQ&feature=youtu.be

Tags: , , , , , , ,


Sobre el Autor



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Subir ↑